RICKI

ricki-cartel-6375m****

Jonathan Demme (El silencio de los corderos, el documental Stop making sense sobre los Talking Heads) dirige a Meryl Streep, la auténtica hija de la actriz, Mamie Gummer, y Kevin Kline en esta comedia dramática con canciones.

Ricki es una mujer madura que años atrás abandonó a su esposo y sus tres hijos para cumplir su sueño de convertirse en una estrella del rock. Su exmarido la reclama para que viaje de Los Angeles a Indianápolis ayude a su hija que ha sido abandonada por su pareja y está muy deprimida.

Meryl Streep canta (no es una novedad, ya comprobamos su talento en Mamma Mia e Into the woods) pero, por primera vez, también toca la guitarra. Ella es, sin duda, lo mejor del filme, interpretando magistralmente a una vieja rockera que toca temas de Tom Petty, los Rollings o Springsteen.

Da la impresión de que se lo ha pasado pipa rodando el filme. Podría haberlo hecho incluso gratis.

Contrasta poderosamente el mundo de ambos, ella va vestida con una chupa de cuero y peinados estrambóticos y malvive como puede trabajando con su banda en un tugurio y como cajera de un supermercado mientras que su marido e hijos viven en una lujosa mansión.

Los diálogos, muy irónicos y divertidos, son obra de Diablo Cody (la guionista de Juno y Young adult). Tiene escenas estupendas como la primera reunión familiar con los dos padres y los tres hijos en un restaurante de lujo.

Se nota que está escrita por una mujer en una inteligente escena en la que la protagonista cuestiona si Mick Jagger (padre de siete hijos con cuatro esposas distintas) es un demonio. Si fuera una mujer, ¿qué pasaría?

Lo más sorprendente: ver a la banda tocar, por imperativos comerciales, temas de artistas más recientes para satisfacer al público más joven.

Su principal defecto es que la distribuidora española ha decidido NO subtitular las canciones que, en muchos momentos, tienen un significado importante.

La curiosidad: En 1983, Meryl Streep obtuvo un Oscar por su trabajo en La decisión de Sophie, en la que también trabajaba con Kevin Kline. Cuando subió a recoger la estatuilla estaba embarazada… de Mamie Gummer.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s